Santander, nuevo servicio

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone
Santander

Imagen bajo licencia CC de Javier Losa

Pocas ciudades saben abrazar el mar como lo hace Santander. “La Novia del Mar”, como la suelen llamar, ha sabido aprovechar su privilegiada posición geográfica e integrar la vida marina a la ciudad con una naturalidad apabullante, dejándose colar en muchos aspectos de la elegante vida santanderina. La herencia del veraneo burgués, que seguía las corrientes médicas de mediados del siglo XIX y recomendaba practicar los “baños de ola” como medida de salud e higiene, aún deja vestigios. Y es que Santander destila elegancia.

La playa del Sardinero, por su ubicación estratégica, se convirtió rápidamente en el sitio favorito de la ciudad, y gracias a la gran afluencia de bañistas provenientes de Madrid y Castilla, en poco tiempo Santander ya contaba con cuatro estaciones balnearias. Este arenal de casi tres kilómetros de largo, es uno de los puntos más concurridos y emblemáticos de Santander.

Comenzando por la Avenida Reina Victoria, encontramos el Palacio de la Magdalena, residencia de veraneo de Alfonso XIII y su familia. El edificio de estilo victoriano se ha convertido en todo un símbolo para Santander. En la actualidad es sede de la Universidad Menéndez-Pelayo, y en las 28 hectáreas de extensión de la península homónima, hallamos toda una serie de atractivos: las Caballerizas Reales, el mini-zoo, el museo “El hombre y el Mar” y frente a sus costas, la Isla de Mouro y su característico Faro.

Continuando por el paseo marítimo, encontramos la Plaza de Italia, plena de edificios reminiscentes a la “belle époque” y en donde destaca el Gran Casino, abierto desde 1916, así como los hoteles más importantes de la ciudad. El recorrido, que luego se transforma en la Avenida Castañeda, continúa hacia el Parque del Piquío, unos jardines perfectamente cuidados que funcionan como un balcón al mar, dividiendo al Sardinero en dos partes y regalando al visitante las mejores vistas del Cantábrico. Aunque las mejores vistas de la ciudad y la bahía las ofrece el Funicular de Río de la Pila, que además es gratuito.

Otro recorrido imprescindible de Santander es el paseo monumental, que comienza en el Paseo Pereda y culmina en la Biblioteca Menéndez-Pelayo, oportunidad para conocer la zona más comercial de la ciudad. En su paseo marítimo encontrarás la peculiar Grúa de Piedra, una reliquia industrial del puerto y otro de los símbolos de Santander.

Encarando la hermosa Bahía, en su camino destacan los Jardines de Pereda, construidos en recuerdo del escritor. Aunque el sitio donde no puede faltar una foto es en el Monumento a los Raqueros, esculturas de bronce representando a los niños pobres que se lanzaban a la mar en busca de las monedas que les tiraban los turistas. Más adelante, la Plaza Porticada, el Ayuntamiento y el Conjunto Histórico de la Catedral de Santander son paradas obligatorias.

Otra parada recomendada en tu trayecto por Santander es la página web de Alsa. ¿El motivo? Queremos comunicarte la nueva Ruta Madrid-Santander, que conecta ambas ciudades con líneas regulares de lunes a domingo. Se trata de la forma más práctica y directa de efectuar este desplazamiento, ya que puedes ir de una ciudad a otra en tan sólo cinco horas y media y con la comodidad que únicamente ALSA sabe ofrecer: mayor espacio entre asientos, auriculares, agua y WI-FI gratis, todo desde el increíble precio de 31,35€. Además de un servicio especial directo de lunes a viernes que reduce el tiempo de viaje y que hasta abril pordrás comprar desde 25€ ¡Reserva tus billetes desde ya y aprovecha las ventajas de esta promoción!

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone