Ranking oficial: los mejores dulces de nuestro país

Antes de empezar, si eres de ese tipo de personas que tiene hambre a todas horas o que lee la palabra “dulce” y ya empieza a salivar, quizá no es buena idea que leas este post si no tienes algo bueno a mano que calme tu ansia. Y es que hoy la cosa va de repostería.

En nuestro país, por lo general, nos gusta el dulce. Aunque nuestras recetas no son las más conocidas a nivel mundial, aquí nos encantan, y hay dulces que han conseguido traspasar las fronteras regionales y prepararse en los hogares de toda España. Como a nadie le amarga un dulce, aquí te hemos preparado el ranking oficial de aquellos que más nos gusta comer.

1. Churros

Nos encantan los churros. Y las porras. Lo cierto es que algunos anteponen las porras a los churros pero, ¿existe un mejor desayuno? Ya sean con chocolate, con café o un simple cucurucho de papel caminando por la calle, los churros siempre son bienvenidos y las porras, también. Qué sería de tus vueltas a casa de madrugada sin esos churros que hacen que vuelvas a encontrarle el sentido a la vida, y tus meriendas familiares en invierno no serían lo mismo sin una buena ración de porras y churros con chocolate.

Churros with hot chocolate

2. Roscón de Reyes

Aunque el turrón, el mazapán y otros dulces navideños lo ponen difícil, el Roscón de Reyes gana por goleada en popularidad. Y es que, mientras que el turrón y los polvorones muchas veces terminan quedando abandonados en las bandejas y fuentes tras la Navidad, los roscones se agotan a las pocas horas de salir a la venta. Pero nos surge otro debate: ¿con nata o sin nata? ¿O eres de la resistencia a la que le gusta con cabello de ángel? ¿Eres de los que innova con nuevos rellenos menos convencionales? Lo que está claro es que el roscón invita a compartir un momento en familia o amigos en busca de la sorpresa escondida y despidiéndonos de la Navidad hasta el año que viene.

"Roscon de reyes"

3. Torrijas

Las torrijas no podían ser menos en este ranking. Aunque legalmente solo las consumimos durante Semana Santa, son uno de los dulces que más nos caracterizan. Con leche, con miel, con canela y las más austeras incluso con agua, las torrijas hacen las delicias de esta temporada del año. Estas recetas cuentan con antiguas tradiciones en cada casa, siendo de lo más típico en todo nuestro país. ¿Tú cómo las tomas?

Torrijas

4. Arroz con leche

El arroz con leche es ese típico postre que seguro que te ha preparado tu abuela alguna vez y cada vez que lo pruebas, te va gustando un poco más. Aunque actualmente es típico cocinarlo en muchos países de Sudamérica, se dice que el verdadero origen está en el arroz con leche asturiano. Así que, hoy nos declaramos oficialmente fans de este dulce típico de cada casa.

5. Castañas asadas

Vale, quizá esto no es un dulce como tal y su receta no es que sea especialmente elaborada. Pero, ¿acaso existe algo más genial que el olor a castañas por la calle en otoño? Poco se habla de lo bien que viene un buen cucurucho calentito que contraste con el frío de la calle. Una buena merienda otoñal que nos trae recuerdos de la quizá no tan lejana infancia.

castañas asadas

6. Horchata y fartons

La horchata valenciana ha conseguido hacerse un hueco en todas nuestras neveras durante los meses de verano. Esta bebida de chufa consigue que el calor del verano sea un poco menos soporífero. Sin embargo, lo verdaderamente típico es acompañarla de fartons, un esponjoso dulce valenciano que se empapa en la horchata. Simplemente impresionante.

horchata and fartons

7. Sobaos pasiegos

Si nunca has desayunado sobaos, es que aún te queda mucho por vivir. Los sobaos pasiegos, típicos de Cantabria, extendieron su consumo a nivel nacional y son desayuno y merienda de miles de personas con paladares exquisitos y adictos al dulce. Un sencillo bollo que seguro que nos ha acompañado en parte de nuestras vidas y nos ha salvado de horribles momentos en los que el hambre ataca y no sabemos qué hacer.

8. Crema catalana

La has tenido que probar. Este postre se encuentra en el 99,9% de la carta de los restaurantes de nuestro país. En algunos, incluso, tienes la suerte de que la anoten como una “receta casera”, lo cual hace que esté considerablemente más buena. La crema catalana es la guinda del pastel de una buena comida con amigos. Disfrutas haciendo ese “crack” con la cuchara rompiendo la costra de azúcar que la recubre como el que más, y como lo sabemos, teníamos que incluirla en nuestro ranking.

9. Tarta de Santiago

Es el dulce por excelencia de los peregrinos del Camino de Santiago y de Galicia en general. Una tarta sin harina, solo con almendras, huevo, azúcar y manteca que se remata con una cruz de Santiago calcada con azúcar glass en la superficie. ¿Estás salivando? Venga, aún puedes hacerte un viajecito a Galicia y comer las que quieras.

Tarta de Santiago

Autor: Manel Zaera

10. Perrunillas

Si tienes pueblo, hay un 85% de probabilidades de que hayas comido perrunillas más de una y dos veces en tu vida. Estas galletas secas se deshacen en la boca y si intentas decir “Pamplona” o “Treinta y tres” mientras las masticas, es posible que se produzca algo parecido a un espectáculo pirotécnico, pero con migas de perrunilla. Se dice que son extremeñas, aunque seguro que las has encontrado en muchas pastelerías de toda España en las que las hacen de forma artesanal.

11. Rosquillas de anís

Un dulce muy de ir a casa de tu tía un sábado y te reciba a base de esos besos que solo da una tía, abuela o similar. Tres o cuatro kilos más tarde, saldrás de casa de tu tía con un tupper bajo el brazo con las rosquillas que han sobrado, y te las irás comiendo poco a poco con la nostalgia que poseen estos dulces fritos entre sus ingredientes. ¿A que no nos equivocamos?

12. Mazapán

Esta elección paraliza y divide por completo al país cada Navidad. Porque, o te encanta el mazapán, o lo odias a más no poder. No hay medias tintas. No existen los “me como solo un trozo”. En este caso, la bandeja de mazapanes puede volar en solo unas horas o dejar esas pequeñas figuritas que se acaban quedando petrificadas porque nadie las come. Pero el caso es que el mazapán, para bien o para mal, siempre está presente en nuestras Navidades.

mazapan

Autor: Tamorlan

13. Buñuelos

Los buñuelos son uno de los dulces más extendidos tanto por España como por el mundo. En Cataluña y Valencia los hay de muchos tipos, tanto dulces como salados. Existen mil variedades y versiones, y seguro que has probado alguno. ¿Cuáles son los mejores? Eso ya lo dejamos a tu elección, ¡a nosotros nos gustan todos!

14. Miguelitos de la Roda

En este caso, nos remontamos al apartado de las perrunillas en el que te invitábamos a probar a decir “Pamplona” con la boca llena. Aquí no podrás siquiera intentarlo. Esta absoluta delicia de hojaldre, típica de La Roda (Albacete), es famosa en todos lados aunque se distribuye principalmente durante la Feria de Albacete. 

15. Yemas de Santa Teresa

Son los dulces más famosos de Ávila. Solo cuentan con dos ingredientes: azúcar y yema de huevo. Métete una en la boca y disfruta de la magia de esta masa espesa en forma de bola naranja. Por su fama y su sabor, ¡se han ganado un puesto en este ranking!

Si después de leer este post te ha entrado un hambre insaciable, tienes que ponerle remedio. Viaja con nosotros por España y disfruta de los mejores dulces (y destinos) que podemos ofrecerte. Hazte ya con tus billetes en www.alsa.es.