Las catedrales más bonitas de España

España tiene paisajes que ofrecen un disfrute visual comparable a las maravillas de cualquier rincón del mundo. Merece la pena pararse a contemplar y disfrutar de las joyas arquitectónicas que no pasan desapercibidas. La mayor parte de las catedrales españolas pertenecen al estilo gótico, ya sea por la repoblación de las diócesis edificándose éstas sobre el solar de la mezquita mayor o para sustituir edificios románicos que se querían ampliar. O simplemente catedrales que empezaron su construcción con un estilo románico y finalmente terminaron con un estilo gótico. Además la lentitud con la que se construían las catedrales hacía que se dilatase en el tiempo el fin de la construcción y así se fueran incorporando nuevos elementos de épocas tardías.

Hoy, en Miradas desde el Bus, os invitamos a recorrer las catedrales más bonitas de España.

La Sagrada Familia de Barcelona

Esta basílica fue diseñada por el arquitecto Antonio Gaudí y la obra se inició en 1882 y actualmente sigue en construcción. Comenzó con un estilo neogótico pero en 1883 se replanteó todo el proyecto de Gaudí y se fue improvisando la construcción a medida que se iba avanzando. Una de las ideas más innovadoras fue el diseño de las torres cónicas que sobresalen sobre los portales y que se van estrechando con la altura. Cuando se termine la construcción del templo, dispondrá de 18 torres: 12 dedicadas a los apóstoles, 4 a los evangelistas, 1 a la Virgen María y otra a Jesús.

Imagen | Karen Eliot

Imagen | Karen Eliot

Catedral de Sevilla

Es la catedral gótica más grande del mundo y fue declarada Patrimonio Universal de la UNESCO en 1987. Según la tradición, la construcción se inició en 1401 hasta que no hay constancia documental de que las obras empezaran antes de 1433. Uno de los maestros de obras fue Maese Carlín, un francés que había trabajado en la construcción de otras grandes catedrales góticas y que se dice, llegó a España huyendo de la Guerra de los Cien Años. Las obras finalizaron en 1506 cuando se colocó la última piedra en un lugar simbólico de la catedral.

Imagen | arwed.stuerze

Imagen | arwed.stuerze

Catedral de Toledo

Cuenta la tradición popular que en el lugar donde está la actual catedral hubo un primer templo de la época del primer obispo Eugenio, de la época visigoda. Sufrió varias modificaciones después de haber sido consagrada por segunda vez en el año 587, así queda recogido en una inscripción aparecida en el siglo XVI y que hoy podemos leer en el claustro. Se cree que el templo fue transformado nuevamente para convertirse en la mayor mezquita de la ciudad de Toledo.

Imagen | Angel Sotomayor Rodríguez

Imagen | Angel Sotomayor Rodríguez

Catedral de Mallorca

También conocida como La Seu. Se comenzó a construir sobre el año 1300 en el lugar que ocupaba la mezquita arábiga de Madina Mayúrga, que se fue derruyendo a medida que iban avanzando las obras de la nueva catedral. Es un templo de estilo gótico levantino situado a la orilla de la bahía de Palma.

Imagen | Cristian Bortes

Imagen | Cristian Bortes

Catedral de Málaga

La catedral está considerada una de las joyas renacentistas más valiosas de Andalucía. Se encuentra dentro de los antiguos límites que marcaba la desaparecida muralla árabe, lugar donde los Reyes Católicos ordenaron la construcción de un templo cristiano a los pocos días de conquistar la ciudad en 1487.

Imagen | t.bo79

Imagen | t.bo79

Catedral de Burgos

El templo está dedicado a la Virgen María. Empezó a construirse en 1221 siguiendo patrones góticos franceses, aunque en su interior cuenta con varios elementos renacentistas y barrocos. La catedral da cobijo a numerosas obras de arte de los más importantes y representativos arquitectos y escultores de la familia Colonia, Juan de Vallejo, Rodrigo de la Haya, Martín de la Haya, Juan de Ancheta y Juan Pascual de Mena, entre otros.

Imagen | Fofo

Imagen | Fofo

Catedral de Segovia

Es conocida también como la dama de las catedrales por sus dimensiones y su elegancia. Es una de las catedrales góticas más tardía ya que cuando se construyó en el resto de España y Europa la se estilaba la arquitectura renacentista. En 1520 durante la Guerra de las Comunidades se destruyó la antigua Catedral de Santa María de Segovia, y por su cercanía al Alcázar, los elementos que sobrevivieron fueron trasladados a este lugar.

Imagen | Toni Almodóvar Escuder

Imagen | Toni Almodóvar Escuder

Catedral de Cuenca

La construcción de la catedral fue inspirada por Leonor de Inglaterra, que era la esposa del rey Alfonso VIII. El estilo constructivo es el románico, pero la influencia normanda de la corte del rey decide que la construcción sea gótica, convirtiéndose en la primera catedral de este estilo en Castilla junto con la de Ávila.

Imagen | echiner1

Imagen | echiner1

Catedral de Santiago de Compostela

Según la tradición el templo acoge el sepulcro del apóstol Santiago, lo que ha convertido la catedral en uno de los principales destinos de peregrinación durante la Edad Media y hasta la actualidad. Además el papa Calixto II declaró que serían “Año Santo” o “Año Jubilar” en Compostela todos los años en los que el 25 de julio, día de Santiago, coincidieran en domingo.

Imagen | Tanya Hart

Imagen | Tanya Hart

Catedral de Granada

Durante el renacimiento en Granada se conformó un centro artístico independiente del estilo predominante en el resto de la Península, que era el herrerianismo. Por ello durante el reinado de Carlos I de España se llevaron a cabo numerosas construcciones y muy importantes en Granada, con la intención de convertir la ciudad en el modelo a seguir del siglo XVI.

Imagen | Sheila Pérez Domènech

Imagen | Sheila Pérez Domènech

Si quieres conocer estas joyas arquitectónicas ALSA te lo pone fácil. Visita nuestra página web y consulta la manera más cómoda y flexible para conocerlas.