Fiestas Mayores Patronales de Benidorm

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone
Benidorm al atardecer

Imagen bajo licencia CC de Andrew Parnell

La actual Benidorm, una de las ciudades españolas más famosas fuera de nuestras fronteras gracias al turismo, poco se parece al modesto pueblo de pescadores de mediados de siglo XX. En aquellos años no existían los rascacielos que hoy conforman la estampa que conocemos, y por sus humildes calles no se oía alemán, inglés o ruso, sino una mezcla de español y valencià. Inicialmente las fiestas mayores tenían lugar en marzo y celebraban una leyenda, la que cuenta que un navío naufragó frente a la costa en marzo de 1740 y fue quemado por miedo a las epidemias. Según esta fábula, entre las cenizas se encontró una estampilla intacta de la Virgen del Sufragio  –actual  patrona del municipio junto con San Jaime– que trasladaron a una capilla erigida en una iglesia. Pero como durante el mes de marzo los pescadores se encontraban inmersos en plena faena de la almadraba se decidió trasladar la festividad a mediados de noviembre, cuando el trabajo en la mar exigía menos horas de dedicación. Desde entonces las fiestas mayores patronales de Benidorm se celebran desde el segundo sábado de noviembre hasta el miércoles siguiente.

Si Benidorm ha cambiado radicalmente en apenas seis décadas, las fiestas han hecho lo propio. Antaño la religión tenía un papel protagonista (sobre todo con el momento álgido de la cremada de las estampillas con la imagen de la Virgen) que hoy ha perdido, pero a cambio se han ganado nuevos elementos que han convertido estas fiestas en una de las más importantes de la comarca de la Marina Baixa. El más destacado es la creación de las peñas, grupos fiesteros que se reúnen en sus propios locales durante estos días y participan de las actividades que se organizan por toda la ciudad. A parte de beber, reír y hablar los peñistas son los encargados de un Desfile de humor en el que a través de sus creativos disfraces parodian la actualidad política y social; un desfile que tiene lugar el martes por las tarde desde la Plaza Neptuno hasta la Plaza de la Hispanidad.

Otros actos relativamente nuevos son la coronación de las Reinas y Damas Mayores e Infantiles y el Desfile de las carrozas del martes desde las cuales se lanzan miles de caramelos al público que las jalea. Y como sucede en otras poblaciones, en Benidorm también se organizan pruebas deportivas, actos culturales (entre los que destaca un concierto gratuito de Fangoria el martes a medianoche) e infantiles, y un gran castillo pirotécnico el miércoles en la playa con el que se dan por concluidos los cinco días de fiestas. Curiosamente, y a pesar de que tengan lugar en pleno otoño, muchos turistas ingleses que eligen la ciudad como lugar de vacaciones en verano vuelven por estas fechas para celebrar las fiestas de su segunda ciudad, y quedan encantados al ver las calles acicaladas con murales florales y al presenciar las estruendosas mascletàs.

Volviendo al origen de esta celebración, el acto más auténtico de los festejos tal vez sea la escenificación del hallazgo de la Virgen del Sufragio que tiene lugar en la Playa de Poniente el sábado a las 17 horas, en el que la talla de madera revestida por un manto azul se acompaña hasta la iglesia de San Jaime. Tras este acto se da comienzo a la ofrenda floral a la patrona con una romería que parte del parque de Elche y que transcurre por el paseo de la Carretera, la Alameda del alcalde Pedro Zaragoza y la calle Mayor.

Al margen de las fiestas patronales, en Benidorm hay muchos puntos de interés dignos de visitar, como la Torre Punta del Cavall, incluida en el Parque Natural de la Sierra Helada; la isla de Benidorm (o también conocida como de Los Periodistas); el mirador de la Punta de Canfali (que separa las dos playas); el asentamiento ibérico Tossa de la Cala, del siglo III a. C.; o la multitud de rascacielos que pueblan la costa, entre los que destaca In Tempo, el edificio más alto de España. Además, la comarca de la Marina Baixa es un lugar perfecto para practicar deportes de aventura, y hacer turismo gastronómico o de salud.

Antes de que llegue el invierno acércate a Benidorm para disfrutar de unas fiestas mayores únicas. Y recuerda que la manera más cómoda de llegar es a bordo de un cómodo ALSA. Visita nuestra página web y comprueba qué ofertas te llevarán a las ‘Festes Majors Patronals de Benidorm’.

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone