Descubriendo la Sierra de Gredos

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone

Puente de la Constitución - Sierra de Gredos

A escasos kilómetros del infernal ruido del centro de Madrid, y muy cerca también de Salamanca, Cáceres, Ávila y Toledo se encuentra un oasis natural donde se respira aire puro: la Sierra de Gredos. Esta sierra, perteneciente al Sistema Central, es Patrimonio Natural en su vertiente castellanoleonesa, y argumentos para tal distinción sobran. Modelada por la erosión de épocas glaciares, Gredos es una espectacular cadena de montañas agrestes repleta de circos, lagunas, agudos picos y gargantas que separa las cuencas y mesetas del Duero y el Tajo. Al margen de la belleza del paisaje, en Gredos se da una importante biodiversidad de fauna y flora, y conserva un legado histórico interesante como parte de una calzada romana o pueblos centenarios con encanto. Y por si eso fuera poco, en esta zona se come de maravilla. Pero antes de degustar un buen chuletón, queso de cabra, chuletillas, buey a la piedra o calderillo de ternera con patatas, ¿qué tal si hacemos algo de ejercicio?

En Gredos se puede practicar infinitud de deportes, pero destacan el senderismo, el montañismo, la escalada, el esquí de travesía, el parapente y el ciclismo. Una clásica propuesta es hacer la marcha que recorre el Circo de Gredos, que parte desde una pista cerca de Hoyos del Espino, donde se puede dejar el coche. A partir de ese momento toca tirar de piernas y subir por una empedrada senda que asciende hasta Prado de las Pozas para pasar al lado del refugio Reguero Llano. Tras cruzar un puente de cemento y superar los 2.000 metros de altitud se llega al alto de Los Barrerones, desde donde se divisa ya el circo y la laguna de Gredos. En muchos momentos de la excursión podemos ver a lo lejos águilas imperiales y cabras montesas, que a diferencia de nosotros ascienden y descienden por estas empinadas paredes de roca como si nada. Un último esfuerzo nos acerca hasta la laguna, donde nos podremos refrescar la cara con sus gélidas y transparentes aguas. En ese momento, estaremos rodeados de las más altas cumbres de la sierra, entre las que destacan el pico Almanzor (el más alto de Gredos, con 2.592 metros), Los Tres Hermanitos, Cuchillar de las Navajas, El Sagrao y Risco de la Ventana.

Otra propuesta interesante en Gredos es visitar la calzada romana del Puerto del Pico (1.391 metros), límite natural entre la Meseta Norte y la Meseta Sur. Durante los siglos que los romanos dominaron la península esta zona era bastante transitada ya que unía las tierras llanas del norte con las del Valle del Tiétar, y a través de éste con las tierras de Toledo y Extremadura. Por ese motivo, en el siglo II a.C. trazaron una calzada que cruzaba la sierra de Gredos y que después se ramificaba en la provincia de Ávila. Con posterioridad, la calzada se usó para la trashumancia en el tramo de Cañada Occidental Leonesa, y actualmente es una de las calzadas romanas mejor conservadas de España.

También en la provincia de Ávila se encuentra un valle que poco tiene que ver con los paisajes castellanos del norte y que es de visita obligada: el Valle del Tiétar. Ubicado al sur de la provincia abulense y a las puertas de Extremadura, el Tiétar goza de un clima benigno porque está protegido por la imponente Sierra de Gredos, y hoy día es destino habitual entre los que practican el turismo rural gracias a una importante red de casas rurales con encanto. Durante los meses de marzo y abril los cerezos tiñen de blanco el valle mientras la nieve hace relucir también los picos de Gredos. En este marco maravilloso, un conjunto de pueblos pintorescos invitan a disfrutar de sus calles empedradas y floridos balcones en largos paseos a pie. Destacan las poblaciones de Las Cinco Villas; Guisando; El Arenal; El Barco de Ávila; El Hornillo; Poyales del Hoyo, Candeleda; y la capital de la comarca, Arenas de San Pedro (conocida como la ‘Andalucía de Ávila’ debido a su buen clima).

En Arenas de San Pedro deberíamos pasear por su puente medieval y visitar el castillo de la Triste Condesa; la iglesia gótica del siglo XVI; el palacio del Infante don Luis de Borbón; así como el santuario de San Pedro Alcántara, construido en el siglo XVI y declarado Monumento Histórico Artístico. Y a apenas seis kilómetros de la población se esconde un tesoro que fue descubierto en 1963: las Cuevas del Águila, una gruta de 10.000 metros cuadrados repleta de estalactitas y estalagmitas que datan de 12 millones de años atrás. Al otro lado de la Sierra de Gredos, en la vertiente norte, se ubica el Parador de Gredos, el primero de la red de paradores en España. Este majestuoso palacio que domina el Valle de Tormes desde 1928 se erige como un perfecto lugar de descanso si queremos descubrir la zona norte de la sierra. Además de confortables y lujosas habitaciones dispone de jardín, biblioteca y una magnífica terraza con vistas a las montañas.

Tanto trasiego, ya sea ascendiendo los picos de la sierra como paseando por los pueblos de la zona, abre el apetito. Por suerte, en Gredos se come bien y contundente. La proximidad a Ávila permite degustar deliciosas carnes en todas sus variantes: chuletón de buey a la piedra, cochinillo asado, chuletillas, cabrito etc., mientras en el Barco de Ávila son muy típicas las judías blancas riñón. En la zona también se deben probar las patatas revolconas (con pimentón y trozos de tocino) así como las setas y la trucha al limón.

La Sierra de Gredos merece una visita porque ya sea en otoño, invierno, primavera o verano hay numerosas actividades y atractivos diferentes según la estación del año. Si quieres descubrirla por tu cuenta recuerda que ALSA te acerca a todos los rincones de Gredos. Si te preguntas donde compar billetes de autobus la respuesta es facil, visita la página web de ALSA donde encontraras tus billetes baratos de autobus  y síguenos en Facebook y Twitter para estar al día de las promociones que hacemos.

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone