Curiosidades gastronómicas

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone
Turrón_blando_y_duro

Imagen bajo licencia CC de Lablascovegmenu

El mayor choque cultural que se puede producir en un viaje es sin duda la parte gastronómica. Comer un plato desconocido es en cierta forma sumergirnos en una cultura y una especie de prueba de fuego que determinará nuestra nueva relación con ella. Ya lo dijo Santi Santamaría: “la comida define la forma de ser de un pueblo”, y es que los gustos culinarios tienen un gran contenido emocional. Sin entrar en materia de platos exóticos y lejanos, la gastronomía en nuestro país, si bien hay muchos puntos de encuentro, es extremadamente variada. Hoy haremos un recorrido por los platos navideños más típicos y curiosos de algunas regiones de España, con la advertencia previa que leer esta entrada puede causar nostalgia y hambre repentina.

Durante mucho tiempo, la vigilia de Navidad era época de abstinencia de carne y a pesar que esta costumbre ha desaparecido, algunas regiones adoptaron el pescado como plato estrella de la Navidad. Es el caso de Galicia, donde es común encontrar que pescados y mariscos adornen la mesa de Navidad, pero un plato muy tradicional es el bacalao con coliflor. El bacalao debe estar desalado y sin espinas, y la coliflor cocida en agua con sal y patatas, para luego servirse con una salsa de ajo y pimentón agridulce.

En las regiones del interior, además del consumo de carne, es muy tradicional la ingesta de aves de corral. En Navarra y Castilla el cordero o cabrito asado son imprescindibles en Nochebuena, aunque también el capón relleno de albaricoques, foie y piñones es uno de los más populares en Navidad. Aunque en regiones como La Rioja, es el cardo preparado con almendras el que genera más fervor. En Cantabria se decantan por unos buenos caracoles a la montañesa.

En las regiones costeras no es secreto que el pescado en sus infinitas variantes es el que reina en la mesa de Nochebuena. En País Vasco es muy común la sopa de pescado, donde el favorito es el rape, cuyo caldo viene acompañado además por pan duro y una dosis de brandy. En muchos sitios de Andalucía, la sopa de mariscos es muy común el día de Navidad, así como el pescado al horno, aunque el pollo también ocupa un lugar importante, ya que aparece en el típico consomé andaluz y en el pollo relleno de Nochebuena.

El plato más típico en Cataluña es la escudella i carn d’olla, una especie de plato único dividido en dos, porque se sirve primero un caldo variado y de segundo se come la carne acompañada de verduras y legumbres. Los ingredientes son abundantes: ternera, pollo, jamón, butifarra, chirivía, col, garbanzos, patatas y zanahorias. Es un plato que tradicionalmente se come en Navidad aunque no es exclusivo de esta fecha. La variante navideña incluye la adición de los galets, una pasta que bien puede ir rellena de pilotas (carne picada) o vacía. Aunque también es muy popular el pavo relleno de ciruelas cuyos restos se utilizan para los canelones de San Esteban.

En Baleares, específicamente en Menorca, se sirve de entrada un caldo de carne, con algunas similitudes a la Carn d’olla de Cataluña. Cerdo, ternera, pollo, patatas, col, sobrasada y alguna legumbre. El plato fuerte es pavo relleno de cuscussó, una especie de turrón elaborado con almendras, pasas, ralladura de limón, azúcar, canela y manteca.

Por supuesto, una buena cena de Nochebuena no está completa sin el postre, y es aquí donde hallamos más puntos de encuentro. El turrón en todas sus variantes, los polvorones, los mantecados, los dulces de mazapán y los pestiños no pueden faltar en la mesa de Navidad. Aunque uno de los más famosos es el Roscón de Reyes, que se consume únicamente el 6 de enero. Este pan en forma de rosca glaseada con incrustaciones de fruta confitada, guarda un par de sorpresas en su interior: una figurita del Niño Jesús y el Haba, quien encuentre al primero tendrá suerte todo el año, quien encuentre el Haba tendrá que pagar por el roscón.

La Navidad es sinónimo de sentarse a la mesa, pero sobre todo compartir con la familia, y la mejor forma de acercarte a los tuyos en estas fechas es a través de la página web de ALSA, que pone a tu disposición todas las facilidades para que disfrutes de tus platos favoritos en Nochebuena. Recuerda seguirnos en Facebook y Twitter para que estés al tanto de todas las novedades.

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone