5 actividades que hacer durante el Festival de Cine de San Sebastián

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone

San Sebastián respira durante estos días un olor especial, algo así como a perfume de marca y exceso de laca en el ambiente. Como cada año por estas fechas, la capital guipuzcoana acoge el Festival Internacional de Cine de San Sebastián. Celebrado ininterrumpidamente desde 1953, multitud de actores, directores, guionistas, productores y demás celebridades de la industria cinematográfica nacional e internacional se darán cita entre el 16 y 24 de septiembre en este reconocido festival, con el fin de presentar sus nuevos proyectos, o bien buscar apoyo para futuras creaciones.

Este año, entre las numerosas estrellas que pisarán las calles donostiarras se encuentran Javier Bardem, Mónica Bellucci, Jennifer Connelly, Hugh Grant, Ewan McGregor, Shailene Woodley, Richard Gere, o Sigourney Weaver y Ethan Hawke, que recibirán el premio Donostia en reconocimiento a su carrera.

Además, filmes de multitud de países competirán en la sección oficial por la denominada Concha de Oro. Entre las candidatas de este año se encuentra la francesa La Doctora de Brest (Emmanuel Bercot), la británica Lady MacBeth (William Oldroyd), la japonesa Ikari (Lee Sang-il) o la española La Reconquista (Jonás Trueba). Por otro lado, uno de los directores españoles más internacionales, Juan Antonio Bayona, presentará su nuevo proyecto, Un monstruo viene a verme, aunque fuera de concurso.

Festival Internacional de Cine de San Sebastián

¿Qué mejor que elegir estas fechas en las que aún la temperatura acompaña para visitar esta magnífica ciudad que durante los próximos días brillará más que nunca? Aquí te proponemos 5 actividades que todo turista que se precie no debería dejar de realizar durante su estancia en San Sebastián:

1. Irse de pintxos

Si existe algo típico en esta ciudad, son los pintxos. Definitivamente, este tipo de comida en miniatura es a Donostia lo que la paella es a Valencia o lo que el pescaíto frito es a Andalucía. Por ello, te recomendamos que te adentres en la denominada Parte Vieja de la ciudad, pidas un Txakolí y simplemente te dejes llevar por la multitud de bares de estas calles que te ofrecerán una amplia variedad de este antiguo descubrimiento gastronómico, yendo desde las recetas más sencillas sobre una rebanada de pan hasta los más enrevesados platos de alta cocina en tamaño reducido. También, entre pintxo y pintxo, puedes escaparte y visitar lugares de interés de la zona como la plaza de la Constitución, el museo San Telmo o la Basílica de Santa María del Coro.

2. Bañarse en la Bahía de la Concha

Se trata de la playa icónica de la ciudad, en la que las celebridades de caché se fotografían cada año durante el Festival Internacional de Cine de San Sebastián. Una elegante bahía empapada en aguas del Cantábrico que se funde con una playa de arena blanca y fina, en la que pasear o darse un baño puede resultar de lo más entretenido. Declarada la segunda mejor playa urbana del mundo según la revista Travel and Leisure, la Bahía de la Concha se ha convertido para los donostiarras en uno de sus tesoros más preciados. 

Bahía de la Concha

3. Pasear por el área romántica

Y no, con esto no nos referimos a que exista en la ciudad una zona exclusiva en la que una lluvia de pétalos de rosa caiga del cielo acompañada de una banda sonora de canciones de amor susurradas al oído… En este caso, nuestra recomendación es que des un largo paseo por las calles de la zona de la Belle Epoque, con edificios de estilo romántico cuya construcción fue impulsada por la reina María Cristina, que frecuentaba esta ciudad durante sus vacaciones de verano. El balneario de La Perla, el teatro Victoria Eugenia, el hotel María Cristina o el antiguo Gran Casino de Donostia (actual sede del ayuntamiento de la ciudad), son solo algunos de los edificios que componen este singular estilo con aires afrancesados que ha conseguido confirmarse como uno de los principales sellos arquitectónicos de la capital guipuzcoana.

Ayuntamiento de San Sebastián

4. Sube en funicular al Monte Igueldo

Este monte ofrece desde su mirador una perspectiva diferente de la ciudad. Desde lo alto del torreón de Igueldo pueden disfrutarse unas vistas privilegiadas de la bahía y de los grandes edificios de la ciudad. Es ya tradicional acceder al mirador vía funicular, uno de los más antiguos de Euskadi, con más de cien años en funcionamiento. Además, en el Monte Igueldo se encuentra también el parque de atracciones de la ciudad, en el que se puede disfrutar en compañía de un buen rato de ocio.

5. Fotografiarse junto al Peine del Viento

Situado al final de la playa de Ondarreta, se trata de un conjunto escultórico del prestigioso artista autóctono Eduardo Chillida, sobre un complejo arquitectónico del también vasco Luis Peña Ganchegui. En él, el hierro oxidado de las estructuras del escultor se funde con las bravas olas del mar Cantábrico, por lo que si visitas esta ciudad costera debes disfrutar de la magia de este monumento tan querido por sus habitantes. 

Peine del Viento

Además de estas maravillosas actividades, existen otras muchas que deberás descubrir en tu próxima visita a San Sebastián. No dejes pasar esta oportunidad y compra tus billetes en alsa.es. ¡Disfruta de Donostia!

Si te gusta este post ¡compártelo!
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInBuffer this pageEmail this to someone